Grand Bourg, la ciudad de los murales

Una mañana de 2016, el patio de la escuela Nuestra Señora de Lourdes, en Grand Bourg (partido de Malvinas Argentinas), transformó su clásico aspecto en una verdadera obra de arte. Los alumnos de tercer año realizaron con tierra negra un retrato a gran escala de La Gioconda.
No era la primera vez que el arte irrumpía por el barrio.

***

Una tarde cualquiera, en un taller de arte, el docente Sebastián Ramirez y sus alumnos dieron con esa búsqueda que tanto los desvelaba: pintar murales. La decisión, lejos de ser algo improvisado, tardó más de un año en gestarse; para encarar el proyecto, nada tenía que estar librado al azar y los interrogantes se amontonaron: qué paredes pintarían,  con qué elementos contaban y cómo los conseguirían, cuánta gente podría formar parte del equipo de muralistas y más: sobre qué lenguaje artístico debían trabajar.
Un viejo dogma del muralismo se basa en que el lenguaje tiene que ser sencillo, simple y claro. Pero a Ramirez y a sus alumnos poco los convenció esa idea y fueron a contracorriente: decidieron retratar en una calle del barrio una obra que hable sobre el tiempo. En enero de 2015, tan solo tres personas lo hicieron posible y La Persistencia de la Memoria (obra pintada por Salvador Dalí en 1931) se descubría entre las típicas casas bajas de un barrio del conurbano.
Caminar por Grand Bourg y toparse con una réplica de calidad de una obra de arte famosa resultaba inédito pero también necesario: el barrio lo pedía, las algunas vez paredes descascaradas e inexpresivas podían transformarse en arte. Así lo sintieron el grupo de muralistas de Grand Bourg cuya aventura por el barrio, recién comenzaba.

                                                                                                 

***

El arte callejero requiere de talento pero también de aquellos que permitan hacerlo posible.
Al comienzo, no faltaron vecinos escépticos que dudaron en ceder espacios para que en las fachadas de sus casas luzcan los Da Vinci, Munch o Picasso. Una vez cedido el permiso la logística incluye escaleras, agua y electricidad (con música se trabaja mejor) y algo esencial: el material para hacer realidad la obra.
Alguna vez, fueron unos pintores quienes donaron el material con el que trabajaban dando origen al leit motiv del grupo de muralistas: trabajar con látex y borrar de un plumazo esa idea que sólo el óleo es sinónimo de grandes obras, por qué no trabajar con materiales que tengan que ver con el barrio.

En 2015 realizaron 35 murales –algunas obras fueron conmemorativas, por ejemplo al veterano de Malvinas y vecino Luis D´Oro  y a la banda local, Tren Loco; en 2016 fueron 25 los murales creados bajo la temática de obras argentinas y a lo largo de 2017 ya se hicieron seis obras que homenajearon a músicos como Pappo o Luis Alberto Spinetta.

Las tardes de muralismo incluyen música, a veces asado, y la participación de vecinos que, con o sin experiencia artística, son el corazón del proyecto: todos los materiales son donados por ellos, no hay apoyo ni financiamiento de ningún organismo privado ni estatal, tampoco hay dinero de por medio, solamente la motivación de vecinos empujados por el pulso de llegar al arte y disfrutarla. La convocatoria se realiza a través de la fan page Murales de Nuestra Ciudad de Grand Bourg  y la respuesta siempre es positiva: participan desde niños hasta vecinos que acumulan varias décadas de barrio en los hombros, incluso, no son pocos los que ofrecen sus paredes con afán de enbellecerlas.

***

Hay imágenes que quedaron en el imaginario colectivo. Puede que desconozcamos al artista que la creó, tampoco cuándo ni bajo qué contexto la realizó pero aquellos relojes de Dalí que lucen por la calle San Martin, o la legendaria Noche Estrellada de Van Gogh, en la esquina Areguati y Yatasto son reconocibles.

El proyecto que en sus comienzos, sólo perseguía el sueño de realizar cuatro obras de arte se transformó en un serio ejemplo de comunidad artística que lleva realizadas más de sesenta réplicas distribuidas por Grand Bourg. Lo que fue un proyecto es realidad: una ciudad de murales, una especie de galería a cielo abierto que los vecinos disfrutan desde los rincones más inhóspitos del barrio.

En palabras de Sebastián Ramírez:

-¿Qué fue lo más gratificante de llevar a cabo este proyecto?
-Que la gente reconozca las obras y las cuide. Muchos nos decían que cómo ibamos a dejar obras de arte en la calle, que las iban a arruinar y pasó todo lo contrario: todas las obras están intactas. Mostrándolo desde un orgullo barrial: se puede cuidar una obra, no todas las paredes son bardeadas ni vandalizadas, la gente habla de arte y eso nos gusta mucho.

***

*Obras de arte en Grand Bourg, Buenos Aires:

La última cena, Leonardo Da Vinci

 

El viajero frente a un mar de nubes, Caspar Von Friedrich
Ramses II, Egipto
El beso, Gustav Klimt
Los tres músicos, Picasso
La danza – Henri Matisse
El nacimiento de Venus – Sandro Botticelli
Marylin Monroe – Andy Warhol
La muerte de María – Caravaggio
Manifestación, Antonio Berni
Sin pan y sin trabajo, Ernesto De La Cárcova
La Gioconda, Leonardo Da Vinci
El temerario, Joseph Mallord William Turner
Homenaje a Luis Alberto Spinetta
Ternura – Oswaldo Guayasamin
El lector, Guillermo Roux
Juanito Laguna – Antonio Berni
La vuelta del malón – Ángel Della Valle
Rosmery Mamani Ventura
El grito – Edvard Munch
David, Miguel Angel
Madame Recamier – Jaques Louis David

*Fotografías: Murales de Nuestra Ciudad de Grand Bourg

***

Trabajos realizados por el colectivo artístico (desde enero de 2015 hasta abril de 2017):

Homenaje a Luis Alberto Spinetta
La última Cena  – Leonardo Da Vinci
Homenaje a H.G. Oesterheld
Homenaje a Pappo
Ternura – Oswaldo Guayasamin
Rosmery Mamani Ventura
Homenaje a Mercedes Sosa
El Pulpo  – Maty Sego

El lector – Guillermo Roux
El hornero 
Martín Fierro- Ricardo Carpani
 La sopa de los pobres – Reynaldo Giudici
Juanito Laguna – Antonio Berni
Piai – Xul Solar
Sol de mañana, sol temprano  – Emilio Petorutti
Las mujeres del mundo – Raquel Forner
David – Miguel Angel
Manifestación – Antonio Berni
El columpio – Fragonard
La vuelta del malón – Ángel Della Valle
La mazamorra – Fernando Fader
Sin pan  y sin trabajo – Ernesto De La Cárcova
La Mazamorra – Fernando Fader
Serenata – Jesús Helguera
La Mona Lisa – Leonardo Da Vinci
Embarque de cereales – Benito Quinquela Martin
Amor sacro e Amor profano – Tiziano Vecellio
El temerario – Joseph Mallord William Turner
Composición en rojo amarillo y azul – Piet Mondrian
Fuego en la luna llena – Paul Klee
Composición – Theo Vandesburg
Composición – Wassily Kandinsky
El grito – Edvard Munch
Las meninas – Eduardo Velázquez
Madame Recamier – Jaques Louis David
La muerte de María – Caravaggio
Alfons Maria Mucha
Marylin Monroe – Andy Warhol
La vendedora de flores – Diego Rivera
Autorretrato con chango y collar de espinas – Magdalena Carmen y Frida Khalo y Calderón
La danza – Henri Matisse
Relatividad – Maurits Cornelis Escher
La batalla de Alejandro en Issos ‎Albrecht Altdorfer
Ramses II – Egipto
Desocupados – Antonio Berni
El sendero en la hierba alta – Pierre Auguste Renoir
Les Coquelicots – Monet
El viajero frente a un mar de nubes   -Caspar Von Friedrich
El beso  – Gustav Klimt
El nacimiento de Venus – Sandro Botticelli
La noche estrellada – Vincent Van Gogh
Los tres músicos – Picasso
La persistencia de la memoria – Salvador Dalí
La Hora Del Almuerzo – Pío Collivadino
Sol de mañana, sol temprano – Emilio Petoruti
Las mujeres del mundo – Raquel Forner

 

Suscribite a Homenaje
EMAIL
INSTAGRAM

4 comentarios en “Grand Bourg, la ciudad de los murales

  1. Maravillosos trabajos!! Deberían difundirlos más, e incluso incluirlos en un recorrido turístico. Por ejemplo mencionando que líneas de colectivos u otros medios de transporte nos acercan para verlos. Gracias por tanto arte y esfuerzo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *